Inicio Decorando Pueblos con mucho encanto en el Norte de España para visitar en 2021

Pueblos con mucho encanto en el Norte de España para visitar en 2021

0
Pueblos con mucho encanto en el Norte de España para visitar en 2021

En más de una ocasión, hemos hablado de recorridos de pueblos por España. Siempre son un buen destino, pero ahora aún más con los tiempos de covid-19 porque es un turismo no masificado y que permite disfrutar del aire libre. Las opciones, como hemos comentado en más de una ocasión, son diversas, aunque nos vamos a centrar en dos localidades que figuran en el listado de pueblos más bonitos para 2021, que ha realizado la Asociación Los Pueblos Más Bonitos de España. Se trata de Beget, en Gerona, y de Cudillero, en Asturias.

Beget

Este municipio es una localidad en la que viven poco más de 20 habitantes. Su origen se remonta a la Edad Media, período desde el que ha sabido mantener su encanto y patrimonio, gracias a que ha ido creciendo con el paso de los años en torno a la Iglesia de Sant Cristòfol de Beget, que data del período comprendido entre los siglos X y XIII.

La localidad también alberga dos puentes medievales sobre el río Llierca. De interés es el empedrado de las calles, que suben por las paredes de las casas, mezclándose con el paisaje.

Un patrimonio que, además, tiene la característica de estar en un entorno sin igual, puesto que se encuentra en la Alta Garrotxa, un Espacio de Interés Natural que comprende zonas prepirenaicas de tres comarcas.

pueblos-espana
De hecho, es un buen destino para hacer senderismo o bien coger la bici y recorrer estas zonas montañosas, que también albergan restaurantes que ofrecen la comida tradicional catalana y que se elabora con productos de la zona.

Cudillero

Y de un pueblo de montaña, nos vamos a uno marinero. Es Cudillero, que es una combinación de tierra y mar perfecta, ya que está medio escondido entre ambos elementos.

De gran belleza son sus casas de mil colores, que parecen descolgadas, así como el Palacio de Selgas, que es un conjunto del siglo XIX, que popularmente es conocido como el “Versalles asturiano”. A estos atractivos se suman el barrio de los pescadores y la parte alta del pueblo con sus zonas agrícolas.

Es una visita en la que no hay que olvidarse de degustar su rica gastronomía como el rape o pixín a la brasa, a la sidra, frito, con setas o fabes, así como el pote, la merluza o el pastel de cabracho.